Se tuvo que tomar decisiones para evitar se inundara Villahermosa: AMLO

Publicidad

Redacción

México.-  El presidente Andrés Manuel López Obrador admitió que, en el manejo de las aguas de la presa Peñitas, se optó entre “inconvenientes” y se decidió inundar zonas bajas, indígenas y “pobres” de Tabasco para salvar Villahermosa, la capital del estado.

El presidente Andrés Manuel López Obrador reconoció, durante su conferencia matutina, que le dolió haber optado por inundar las zonas más bajas de Tabasco al desfogar la presa Peñitas, pero eso evitó que se inundara Villahermosa y se afectará a un mayor número de la población.

“Porque esta situación se tuvo que optar entre inconvenientes, que me duele mucho, porque no hubo un buen control de las presas…

“Si no cerramos esa compuerta, Villahermosa se hubiese inundado, hablamos de más gente que por la corrupción vive en las zonas más bajas, porque se les dio permiso de construir en vasos regulares e íbamos a tener mucho nos más afectados, esa fue la decisión”.

El mandatario explicó que esa decisión inundó Nacajuca, Jalpa, pero en especial Centla –zona indígena- donde el agua llega hasta 2 metros al interior de las viviendas.

Criticó que sus opositores digan que no se metió al agua en sus recorridos por Tabasco, porque desde niño padeció inundaciones y como director del INI se metía con el agua hasta el pecho para ayudar a sus paisanos.

“Ahora me dicen haber mójese: No me puedo mojar nada más por la foto, no, estoy haciendo lo que me corresponde. Eso ayuda más. Además le digo a mis paisanos, nada más para tomarme la foto y me enfermo y ¿qué se gana? O que no guarde la sana distancia me enferme de Covid-19, pues tampoco, no. Estoy pendiente, es mi corazón el que les doy, son mis convicciones… no soy un farsante, le tengo amor al pueblo, no soy fifi, entonces, tengo que cuidarme”.

RC

Publicidad